Unión Europea

Claro que se puede… (2ª parte)

En la primera parte de este artículo dejamos un tarea pendiente: conocer cuál es la situación (y la evolución) de la malnutrición infantil en España. ¿Es realmente nuestro país “medalla de plata” o “subcampeón” en malnutrición infantil dentro de la Unión Europea, detrás de Rumanía?

Para abordar este asunto deberíamos aclarar, en primer lugar, qué se entiende por malnutrición. El diccionario de la RAE nos aporta una definición sencilla: malnutrición1. f. Med. Condición causada por una dieta inadecuada o insuficiente, o por un defecto en el metabolismo de los alimentos”. Hablamos, entonces, de un estado de “desequilibrio nutricional” debida a una dieta excesiva o deficitaria, o a problemas en el procesamiento fisiológico de los alimentos.

Los estudios más recientes sobre malnutrición infantil en España se han centrado en mayor medida en la prevalencia del sobrepeso y la obesidad (un ejemplo es el estudio ALADINO). Pero, ¿son esos los únicos problemas de malnutrición en nuestro país? ¿La crisis que estamos padeciendo no ha provocado una aparición de casos de “desnutrición” o “malnutrición por defecto” entre los niños? A este respecto, en los últimos meses han aparecido algunos informes, entre los que destaca el publicado por el Síndic de Greuges (defensor de las personas) de Cataluña. En ese “Informe sobre la malnutrición infantil en Cataluña” se señalaba que en los “datos de junio de 2013 de la historia clínica informatizada de la atención primaria del Instituto Catalán de Salud” había 751 menores de 16 años “con códigos diagnósticos relacionados con la pobreza y la desnutrición infantiles” (pág.7). La cifra resultaba preocupante, pero la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap) y la Sección de Atención Primaria de la Sociedad Catalana de Pediatría puntualizaron: (más…)

Anuncios

Sobre “España es el segundo país con más pobreza infantil en Europa” (27/3/2014, El País)

[Nota de aviso: Afortunadamente, El País reaccionó ante estas puntualizaciones y modificó el artículo, indicando los cambios en un recuadro de “fe de errores”. Sólo queda agradecer a El País su respuesta y felicitarnos por ello]

El problema de la pobreza es un asunto muy serio y que debemos tratar con todo el rigor posible. Es por ello que me veo obligado a comunicar algunos errores u omisiones que he detectado en el artículo publicado en El País, el cual trata sobre un informe recientemente publicado por Cáritas Europa. Ya de paso, aprovecho para atreverme a iniciar este blog. Veremos si trae buenos frutos…

Me gustaría señalar que, en esta ocasión, pretendo centrarme sobre los datos que se presentan en el artículo y no sobre las valoraciones acerca de la situación socioeconómica que estamos atravesando. Algunas de las incorrecciones que indicaré han sido reproducidas también por otros periódicos y revistas (El Mundo, Público, La Voz de Galicia, El Confidencial, La Marea,…), por lo que intuyo que el problema puede venir originalmente de una nota de prensa difundida tal vez por Cáritas o por alguna agencia de noticias. Pero veamos a las cosas que me refiero en el caso concreto de El País:

(más…)